Pasar al contenido principal
Lavado, limpieza y cuidados de tu moto off-road

Lavado, limpieza y cuidados de tu moto off-road

A continuación os mostramos unos consejos a seguir para dejar vuestra moto como el primer día, esperando que os sean de utilidad.

 

PREPARACIÓN

Para hacer una buena limpieza, lo primero que hay que hacer es preparar y proteger la moto.

Hay que empezar desmontando el asiento (así la espuma del asiento nos lo agradecerá y mantendrá durante más tiempo la dureza original) y las aletas del radiador. 

Retiraremos el filtro de aire, instalando en su lugar una tapa de filtro, para poder limpiar correctamente la caja de filtro sin que entre agua.

Y deberemos tapar también la salida del silenciador utilizando un tapón de escape.

 

LAVADO DE LA MOTO

Lo ideal es utilizar una hidrolimpiadora a presión.

Un método recomendable de limpieza sería empezar por la parte superior de la moto hacia la inferior y de la parte delantera a la posterior. Para posicionar la moto con seguridad y poder limpiar bien las ruedas y la cadena utilizaremos un caballete que nos ayudará a mantener la moto elevada, facilitándonos la limpieza.

 

Hidrolimpiador

 

Previamente pulverizaremos la moto con un producto limpiador, dejándolo actuar unos minutos, consiguiendo así eliminar con más facilidad la suciedad; además este tipo de productos protege la moto eliminando los restos calcáreos del agua consiguiendo un acabado más eficiente.

 Para evitar problemas, lo ideal es aplicar el agua con la lanza perpendicular a unos 25 cm de la moto,  de ese modo no dañaremos los adhesivos de la moto. Hay que prestar especial atención a los radiadores de refrigeración, para los que sería recomendable bajar un poco la presión de la hidrolimpiadora y aumentar la distancia de la lanza, de lo contrario dañaremos las laminillas de los radiadores y con ello perderemos gran parte de su efectividad.

De igual modo, no es bueno aplicar el chorro de agua directamente y con una presión elevada sobre los rodamientos y retenes.

No tenemos que olvidar lavar la parte inferior de la moto, para ello podemos inclinar la moto y apoyar el extremo del manillar sobre el caballete, de ese modo podemos limpiar bien esas zonas que no quedan tan a la vista, especial atención tendremos con las bieletas, para no incidir en exceso con la lanza de la hidrolimpiadora minimizando la entrada de agua en los rodamientos. Quitar el cubrecarter es una buena opción, porque aunque tengamos instalada la espuma entre el protector y los carteres de la moto, el barro y la suciedad acaban entrando en cualquier recoveco.

 

Hidrolimpiador

 

Para recuperar la adherencia de los puños es recomendable lavarlos con agua jabonosa y una esponja.

 

LIMPIEZA DEL ESCAPE

En algunas ocasiones, pese a la fuerza de la hidrolimpiadora quedan restos de tierra adheridos al escape, debido a las altas temperaturas alcanzadas por este, en especial en los colectores en las motos de 4T. En los escapes y colectores con acabado de metal natural hay varias opciones para recuperar la imagen de nuevo:

  • Con una esponja aplicar jabón en polvo y frotar, aclarar, secar y pulverizar con un spray multiusos.
  • Utilizar lana de acero, se puede comprar en tiendas de manualidades y restauración, impregnada de spray multiusos, repitiendo el proceso anterior.

 

SECADO DE LA MOTO

Es importante secar la moto lo antes posible, y para ello uno de los mejores métodos es utilizar un compresor de aire, ya que el  secado de la moto será rápido y eliminaremos el agua que pueda quedar retenida en alguno de los recovecos de la moto. 

Si no disponemos de un compresor de aire, secaremos la moto lo máximo posible, tras mantenerla arrancada, con papel de cocina y algún trapo de algodón que no desprenda fibras.

En los modelos de 2 tiempos o que no lleven el encendido en baño de aceite, es muy recomendable desmontar la tapa del encendido y con el compresor de aire secar el estátor, ya que en algunos casos la tapa del encendido no confiere la hermeticidad necesaria y la entrada de humedad es el enemigo número uno para los delicados componentes eléctricos. Sería bueno pulverizar el estátor con algún spray para repeler la humedad en componentes eléctricos.

 

ENGRASE DE LA CADENA

Algo que tampoco tenemos que olvidar es la cadena. Podemos utilizar cepillos para limpieza y spray limpiador de cadena. Con estos productos, desprenderemos de la cadena la suciedad y restos de tierra que se adhieren a ella, tras este paso limpiaremos la cadena con la hidrolimpiadora .

Posteriormente secaremos la cadena engrasándola con un spray para cadenas. Lo interesante es poder engrasar la cadena y dejar que la grasa penetre entre los rodillos lo que conseguiremos engrasando la cadena tras el lavado. No hay que engrasar la cadena justo antes de utilizar la moto, ya que no conseguiremos el engrase adecuado.

 

Hidrolimpiador

 

 

ACABADOS FINALES

Tras el secado de la moto, pulverizar los plásticos con spray de silicona proporcionará a toda la plástica de la moto el brillo de los primeros días. No hay que pulverizar la funda del asiento con este producto ya que la dejaría muy resbaladiza.

Si queremos dar a nuestra moto un acabado más espectacular, podemos pulverizar los neumáticos con spray abrillantador de neumáticos, consiguiendo un brillo en los neumáticos de moto nueva (dejar secar el spray siguiendo las instrucciones del fabricante)

 

Para facilitarte todas estas tareas, esta semana te ofrecemos en GreenlandMX.com,
un 10% de descuento en todos los productos de limpieza, de mantenimiento y lubricantes.

Ver "limpieza y mantenimiento" en GreenlandMX >

Oferta SummerWeek: Productos de limpieza y lubricantes